MunicipiosNoticias

Grave: El bar de San Miguel donde murió carbonizada Lucia Costa no estaba habilitado

Sin la habilitación anual de los Bomberos de San Miguel, con nuevos elementos entregados en fiscalía se pide cambio de carátula que agrave responsabilidades, incluso municipales. Se convoca para el martes 10 a las 17 hs. a concentrar en plaza Mitre.

A casi cumplirse un mes del incendio que causó la muerte de Lucía Costa y lesiones a otras siete personas (algunas de gravedad), en el bar Zar Burgers & Beer de San Miguel, la Dra. Nilda Gómez que representa a Lorena Osores, madre de Lucía, pedirá el cambio de carátula buscando ampliar responsabilidades y responsables.

Tamara Vaisman, fiscal de la causa en la UFI 4 de San Martín, tomó declaración a Oriana y Franco, dos jóvenes testigos presenciales de los hechos sucedidos esa noche, que señalan la falta de protocolo contra incendios y la actitud despreocupada de uno de los dueños, Oliverio.

Cabe consignar que Leandro Piana y Claudio Oliverio aparecen como titulares de la habilitación.

La madre de Lucía entregó un pen drive a la fiscal,  con filmaciones de los celulares de jóvenes que estuvieron en el lugar esa noche.

 “El Primero Noticias”, había señalado que los celulares de muchos jóvenes, que fueron siniestrados la noche fatídica en el lugar, aún no aparecieron y que se abrió una causa en la UFI N° 24 de Malvinas Argentinas por robo, según confirmó la Dra. Gómez.

Pero  el hecho de gravedad, que complica aún más en su responsabilidad no solo a Oliverio y Piana, sino al mismo municipio sanmiguelino, es que los Bomberos Voluntarios confirman en su informe (que adjuntamos), que el bar Zar no estaba habilitado por ellos en el aspecto de la seguridad, pese a lo cual el informe municipal insiste en que estaba bien habilitado.

Es grave el hecho de la falta de habilitación de los bomberos, y empuja la responsabilidad de la causa hacia la gestión municipal de Jaime Méndez.

Estando vencido el certificado anual de “Conforme” de Bomberos de San Miguel, corroborado en nota entregada a la fiscal Vaisman por la Dra. Gómez, nota firmada por el Lic. Federico Morales, está claro que la habilitación municipal es nula de toda nulidad.

Además esta información que revela defensa contradice el discurso oficial que asegura que, esa misma noche, los inspectores controlaron el local pero que, a minutos de retirarse ocurrió la tragedia. Si fuera cierta la visita al bar por parte de los funcionarios municipales también estarían comprometidos, los papeles demuestran que no estaban habilitados.

 

Fuente: Noroeste Conurbano

 

 

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *