jueves 22 de febrero de 2018 - Edición Nº700
El Primero Noticias - Actualidad » Malvinas Argentinas » 15 sep 2017

Jesús es Cariglino

Aunque Jesús Cataldo Cariglino se haya vestido de amarillo en la última etapa de su vida como político de recorrido, es el mismo Cariglino el que habita debajo de la piel que hoy quiere mostrarse como jefe de las excursiones de funcionarios provinciales en el distrito de Malvinas Argentinas.


Por:
El Primero Noticias

Aunque Jesús Cataldo Cariglino se haya vestido de amarillo en la última etapa de su vida como político de recorrido, es el mismo Cariglino el que habita debajo de la piel que hoy quiere mostrarse como jefe de las excursiones de funcionarios provinciales en el distrito de Malvinas Argentinas.

Dentro de Jesús convive Cariglino, el ex intendente que gobernó a mano de hierro el distrito de Malvinas Argentinas durante dos décadas. Quien recorre las calles (las que jamás recorrió) es Don Jesús Cataldo, un hombre de la nueva política, el que se muestra amable y mesurado en los escasos encuentros que puede organizar.  

Pero en él, cuando no puede dominarlo, siempre se desprende Cariglino, el ex jefe comunal de raíz radical, el mismo que dejó al distrito con más del 50% de las calles sin asfaltar, el que mantuvo durante 20 años al municipio sin cloacas ni agua potable. Si, es el mismo Cariglino, hoy conocido por Jesús, que lleva el triste peso de ser el intendente, que en funciones, fue llevado a la cárcel por defraudación; el que quiso llevar a sus vecinos al veráz cuando no podían pagar los impuestos.

Con solo observar las prioridades de Cariglino podremos saber dónde estamos parados y de donde viene el actual Jesús Cataldo:

Cariglino generó todo a su alrededor para quedarse para siempre, las desmedidas construcciones personales. El edificio municipal es el emblema faraónico del ex jefe comunal. Y como olvidarse del famoso quinto piso, el spa secreto en pleno corazón de la construcción administrativa donde solo se accedía con la huella dactilar de Cariglino, no así del actual Jesús.   

Al nuevo y tuneado Jesús Cataldo también se le saltó al chaveta, y en un descuido, dejó sin atención a Cariglino (el viejo barón del conurbano). Le hizo un desmadre en plena elección.

Cariglino cree que es el dueño del distrito, ese distrito conocido por su sistema de salud pero también por las mafias y la escandalosa proliferación de prostíbulos  en cada punto del distrito.

Fue ese mismo desatado Cariglino que, por razones de continuidad al estilo de Don De Unamuno, decidió darle rienda suelta a su legado y proponer a su sobrino Maximiliano para ir como candidato. No importan los sentimientos ni el cuidado, exponer a su joven sobrino, hijo del  senador Roque Cariglino, a las inclemencias  de las decisiones de Cambiemos dejan expuesta la última jugada en las grandes ligas de la política, es la bala de plata, es la última jugada para soñar con volver a la intendencia en 2019.

Este mismo Jesús también tiene lo suyo, no pude escapar al zafarrancho de su álter ego.  Deberá declarar sobre la causa que los involucra por administración fraudulenta, incumplimiento de deberes de funcionario público, negociaciones incompatibles con la función pública y estafa. En esta travesía lo acompañan el senador provincial Roque Cariglino y su sobrino y candidato de Cambiemos Maxi Cariglino.

 

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS