lunes 19 de febrero de 2018 - Edición Nº697
El Primero Noticias - Actualidad » Editorial » 2 oct 2017

Vamos hacia un cambio de época en la comunicación

Los medios de comunicación regionales deberíamos mirar nuestro propio territorio para ver como se mueve todo y analizar  por dónde viene el cambio de época.


Por:
Lionel Benitez

Pero antes de hablar sobre las herramientas de la tecnología hay que observar de dónde venimos y el terreno que los medios locales perdieron ya hace años.

Cuando hablamos de Clarín, no solo hablamos de quien maneja el país, hablamos de un medio que abarcó todo: desde el cableado de tele paga en la región, la dominación absoluta de la pauta privada con la penetración del Clarín Zonal, que barrió con los medios en papel, y el manejo del papel periódico.

Durante más de dos décadas la señal Telered dominó el mercado, claro, con un socio como Clarín. Desde allí manejaron los hilos, los contenidos de los programas periodísticos eliminando de su grilla a los programas críticos a los gobiernos de turno. Hay casos muy conocidos en la región y de las que no muchos han hablado.

En 2013 se dio otro caso curioso: los programas que llevaban años y que tenían pautas institucionales, no directamente políticas, fueron arrancado de raíz, otros pudieron continuar pero sin pauta directa con los municipios. El canal con la mano de Miguel Ángel Padula, se quedaba con la totalidad de la pauta directa de los programas que ya no podían mostrar una sola obra en los distritos. Mucho no lo dicen para mantener su espacio, porque después de todo trabajamos de esto, pero el resto ni lo mencionó o solo fueron pocos lo que lo publicaron en su momento.

Está claro que en la región no hay lugar para programas periodísticos en la TV, más allá de los que el poder sigue sosteniendo desde hace tiempo. Son programas de módica audiencia. La responsabilidad está en el canal que viene cayendo cada año como la pérdida absoluta de televidentes de la pantalla; la mayoría se va a la web en donde todo se ve, todo se consigue y todo se encuentra.

Ya es inevitable que el poder mediático se concentre en pocas manos. Ya es un hecho. ¿En que lugar quedan los medios locales? ¿Alguien se lo pregunta en la privacidad de su alma? Solo basta observar quienes ocupan los espacios y que se hacen con ellos. Claramente hay un cambio de época en lo local, los canales no tienen audiencia. La manera de mirar TV cambió para siempre y vamos hacia otro tiempo, con televidentes activos que ya no se quedan en un solo lugar,  se mueven constantemente.

 Lo mismo sucede con la Radio: se acabó hace tiempo el oyente fiel y la manera de escuchar radio. Eso ya es historia.

Desde ese lugar los medios locales van a tener que empezar a resolver los dilemas modernos de la comunicación respecto a los espacios cada vez más chicos que hay para trabajar, acelerado por el poder cada vez más corrosivo de los medios nacionales que le manejan la agenda hasta la una emisora de barrio.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS