MunicipiosNoticias

José C. Paz: En diciembre se incendió su casa y se quemó el 50 por ciento del cuerpo, a días del alta necesita ayuda

Sucedió en barrio Frino en el mes de diciembre. Una casa se incendió y perdió la vida Marcelo Gómez y sus dos hijos quedaron gravemente heridos con el 17 y 50 por ciento de sus cuerpos quemados, Agustín sigue internado, a días de recibir el alta necesita ayuda.

A más de tres meses de fatal incendio, Micaela Cipullo, tía de los menores, relató a El Primero que el incendio se había provocado por un corto circuito en el aire acondicionado. Sucedió alrededor de las ocho de la mañana y, cuenta, que se levantaban a desayunar como todos los días. “No les dio tiempo a nada, la propagación del fuego fue tan veloz, que no les dio tiempo a salir, quedando atrapados en medio de las llamas”, asegura.

“El papá murió intentando sacarlos pero no pudo, los bomberos nunca llegaron por que cayeron en una zanja. Los vecinos son los que pudieron rescatarlos a ellos”, recuerda en FM MAS 90.1.

Pero el clavario de la familia no terminó ahí. Los menores fueron internados de urgencia, sufrieron quemaduras graves. Bianca con el 17 y  Agustín con el 50 por ciento de sus cuerpitos quemados. Agus, de tres años, que está internado en el Instituto del Quemado, fue quien estuvo más grave peleando por vivir. Perdió su mano izquierda, los dedos de su mano derecha y sus orejas. Fueron meses de mucho sufrimiento y hoy está a casi dos semanas de recibir el alta para empezar un camino largo de tratamientos y rehabilitación.

Desde el día uno vecinos y  allegados comenzaron una campaña para recolectar colchones, ropa, alimentos y calzados, entre otras cosas ya que las pérdidas fueron totales.

Agustín y sus hermanos ahora necesitan un lugar donde vivir, las pérdidas fueron totales, su familia llevó delante una tarea titánica de encabezar campañas, conectar famosos para hacer visible la trágica historia de unos niños paceños que de la noche a la mañana perdieron a su papá, su casa y su vida ya no será igual jamás.

Santi Maratea, el influencer conocido por sus categóricas campañas solidarias de recolección de dinero, entre otras cosas, logró juntar casi 380 mil pesos entre sus seguidores, para comprarle un hogar de la familia de barrio Frino. Ahora se viene una nueva etapa, la de reconstruir y refaccionar la casa para que se adapte a las necesidades de Agus, que deberá usar silla de ruedas.

Su familia, amigos están recolectando dinero y elementos para poder completar su casa, cocina, heladera, sillas, mesa termotanque, esencialmente.

1160429201 Micaela

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site is protected by WP-CopyRightPro